Todo lo que tenéis que saber acerca de la agricultura de precisión

Los avances tecnológicos abarcan todos los aspectos de vuestra vida, el desarrollo de las ciencias ha tenido sendos impactos en todas las sociedades y hacen que vivir en el planeta sea más cómodo y mejor. La agricultura no escapa de estos avances debido a que la alimentación de todo el planeta depende de cultivos eficientes y de que los suelos no se empobrezcan de la rotación de las siembras y en fin, de que haya un constante suministro de alimentos provenientes de la tierra.

Hoy en día, gracias a la tecnología, podéis ver que los cultivos son más eficientes y alcanzan una elevada producción en un corto período de tiempo. Con estos factores se garantiza el éxito de estas actividades agrícolas, lo que suponen ganancias y alimentos para las personas. La agricultura inteligente se sirve de medios tecnológicos, monitoreo digital y del terreno de los cultivos, automatización de sistemas de riego y la toma de decisiones basadas en datos e información virtuales hacen que este tipo de agricultura sea más eficiente y requiera menos recursos para su producción máxima.

La agricultura inteligente o de precisión se basa en la obtención de información gracias a la tecnología

Las herramientas informáticas de las que se sirve la agricultura inteligente es de la más variada, desde sensores para obtener información del estado del tiempo, de la calidad de la tierra, del control de plagas, entre otros, hasta dispositivos automatizados para el riego, la diseminación correcta y efectiva de fertilizantes y plaguicidas. Todos estos elementos tiene una base de datos informática que os dirán cuándo y cómo se podrían aplicar las técnicas de cultivo necesarias para garantizar una mayor calidad de los productos de la tierra, mejor rendimiento de los suelos y su impacto en el ambiente, con este tipo de gestión agrícola podréis ver que se quiere sacarle mucho provecho a la tierra sin gastar muchos recursos y sin degradar ni contaminar los suelos.

La agricultura inteligente se gestiona de acuerdo a las necesidades de los productores

Como la agricultura de precisión es una evolución continua de técnicas, herramientas y talento para poder producir más y mejores cosechas, todos los productores tienen necesidades específicas en cuanto a las mejoras de sus cultivos, razón por la cual, este tipo de agricultura se flexibiliza de acuerdo a las necesidades de cada quien. Uno de los puntos más ventajosos de este tipo de agricultura es el del abaratamiento de gastos inherentes a la actividad agrícola, un mejor cuidado de las siembras, el máximo rendimiento de las parcelas que se han sembrado, la tecnificación de los agricultores, para que sean más eficientes a la hora de hacer su trabajo. De esta manera tendréis en vuestras manos productos de la tierra de excelente calidad y libre de agentes patógenos.

La agricultura inteligente va de la mano con el auge del Internet de las Cosas

El Internet de las Cosas es información que surge de la implantación de sensores en herramientas y dispositivos concretos para mejorar el rendimiento de una actividad, en la agricultura inteligente, estos sensores os ayudarán a obtener información precisa y detallada de lo que acontece en vuestros cultivos, con esta información podréis detectar si la temperatura de suelos y de ambiente es la adecuada o si por el contrario tenéis que hacer algo por adecuarla ya que podrían emerger plagas en dichos cultivos, solo por citar un ejemplo.

De esta y muchas otras maneras, la agricultura de precisión podría ayudar a disminuir los niveles de contaminación producidos por la actividad agrícola en sí, ya que se podría utilizar el agua de manera más eficiente, logrando la conservación de la misma y evitando el desperdicio. Esta y otras muchas razones os sirven para que os decantéis en favor de optimizar todos los productos que salen de vuestras siembras.